16. Las palmae votivas pirenaicas

publicado en: Aquitania, Arqueología, Religión | 2

Entre 1961 y 1973, durante las labores de dragado de un brazo muerto del Rin en las proximidades de Hagenbach (Renania-Palatinado), se produjo el hallazgo de un importante lote de objetos metálicos de época romana. Entre el conjunto de piezas compuesto por joyas, recipientes de plata, vasijas, armas y demás objetos metálicos el grupo más relevante por su valor histórico y cultural lo compone una serie de 129 láminas de plata, palmae argentae, de las que 34 contienen una inscripción votiva con el nombre del dedicante y el dios al cual se dirige la ofrenda. Es precisamente la presencia de este particular conjunto votivo el que permite, habida cuenta de la iconografía y principalmente de la característica onomástica inscrita, relacionar este hallazgo con el Pirineo.

Estas piezas al igual que el resto de objetos metálicos vendrían a formar parte de un botín fruto del  pillaje acometido en diferentes lugares de la Galia como demuestra la diversa procedencia de los materiales, originarios de territorios como la Gallia Belgica, Helvecia o ya en nuestra área de referencia la región de las Landas.

Mapa de elaboración propia a partir del material cartográfico de Cartobase.
AE 2003, 1264

La ubicación geográfica del hallazgo, en el Rin, a medio camino entre Mayence, y Estrasburgo, correspondientes respectivamente con las antiguas guarniciones de Mogontiacum y Argentorate, y la existencia de un segundo botín de características similares situado en Neupotz datable a partir de las monedas recuperadas en torno al 277, ha permitido esbozar hipótesis sobre las circunstancias en las que se produjo este pillaje.

Tanto la ubicación como la datación del tesoro de Neupotz resultan coincidentes con la campaña llevada a cabo por Probo los años 277-278 contra los Alamanes. De este modo a partir de las distintas procedencias de los objetos encontrados se ha esbozado un posible recorrido del raid de los alamanes que atravesando la parte central de la Galia hasta el Pirineo habrían remontado el Ródano de regreso a sus territorios de origen.

Si bien no resulta posible determinar con seguridad las causas por las cuales ambos tesoros terminaron en el fondo del río, una hipótesis razonable supone entender que en su regreso los Alamanes habrían sido interceptados por las patrullas fluviales que custodiaban el limes (las lusoriae) con el consiguiente hundimiento de las embarcaciones que transportaban el tesoro sustraído.

Objetos procedentes del tesoro de Hagenbach

En lo que respecta a la porción pirenaica del tesoro de Hagenbach su procedencia aquitana está fuera de duda. La existencia entre la onomástica inscrita en las láminas de una elevada proporción de antropónimos indígenas, nombres representativos de la antroponimia aquitana como Andossus, Bambixxus, Belex, Berexe, Bioxxus, Bonxus, Sembus/Xembus… etc., no solo muestran las características particulares de la lengua aquitana sino que se encuentran bien documentados en la epigrafía del Pirineo central.

Por otra parte el conjunto de 129 palmae argentae manifiesta una iconografía habitual también en la epigrafía de los Pirineos centrales. Al margen de una palma votiva, en este caso de oro, encontrada junto al templo de Saint-Bertrand-de-Comminges, los motivos vegetales con diseños muy similares a los contenidos en las laminas de plata son un elemento frecuente en la iconografía de los altares votivos de la civitas Convenarum y áreas pirenaicas próximas.

En la mayoría de ocasiones, al igual que en las palmae argentae del tesoro de Hagenbach, estas representaciones vegetales son el único motivo representativo del altar careciendo de inscripción alusiva al dedicante o a la divinidad, acompañado únicamente por otros elementos simbólicos siendo la cruz gamada o esvástica el más habitual.

Lámina de oro de Saint-Bertrand-de-Comminges

La cuestión que hasta la fecha se muestra más esquiva resultando una incognita, es el lugar exacto del que fueron sustraídas estas ofrendas. Únicamente existe un indicio destacable y se refiere al hecho de que todas las láminas que cuentan con inscripción constatan el culto a Marte mediante tres denominaciones distintas, bien como Mars, Dominus Mars o Dominus Mars Augustus.

Reconstrucción hipotética de la Aedicula

En Aquitania dominus es un epíteto que acompaña a Marte en una ara (CIL XIII, 421) hallada en Aire-sur-l’Adour, la antigua Atura, ubicada en un espacio geográfico que también fue objeto de saqueo, ya que entre las piezas que forman el tesoro de Hagenbach existen determinadas fíbulas cuya tipología coincide plenamente con las características de las halladas en la región central de las Landas, particularmente en los tesoros de Le Leuy y Donzacq. Son varios los tesoros encontrados en Aquitania (rombos verdes ) que han sido datados en torno al periodo en el que se produce la incursión alamana. Prescindiendo de estos datos, no siempre confirmados, el origen de las láminas de plata del tesoro de Hagenbach tienen su procedencia con mayor probabilidad de la referida  civitas Convenarum.

Altares votivos procedentes del Pirineo

Este territorio no solo documenta la onomástica e iconografía recogida en las palmae argentae, sino que cuenta también con importantes lugares de culto a Marte. En este sentido, si bien existen varias posibilidades de ubicación pues son variados los lugares de culto a Marte, habida cuenta de la caracterización de Marte como Augustus, y dado que este sentido en Aquitania, o Novempopulana, únicamente se testimonia en centros urbanos, Saint-Bertrand-de-Comminges (Lugdunum) resulta posiblemente la opción con mayores opciones. Núcleo urbano en el que gracias al menor coste del soporte de las ofrendas con respecto al altar de mármol, quedaría constancia de la religiosidad de capas sociales menos privilegiadas que la que la epigrafía pétrea muestra de manera casi exclusiva.

·

Distribución del culto a Marte y de los altares votivos con iconografía vegetal
Mapa de elaboración propia a partir de del material cartográfico de Eric Gaba. © Eric Gaba (Wikimedia Commons user Sting)

 •BIBLIOGRAFÍA•

Buzon, Ph.: «Un trésor découvert dans le lit du Rhin: les feuilles votives pyrénéennes d’Hagenbach», en: Les hommes et leur patrimoine en Comminges. Identités, espaces, cultures, aménagement du territoire. Actes du 52e Congrès de la Fédération Historique de Midi-Pyrénées, Saint-Gaudens, 25, 26, 27 juin 1999, Société des Études du Comminges 2000, pp. 369-386.

CAG 09=Carte archéologique de la Gaule 09 – L’Ariège, Jean-Marie Escudé-Quillet, Catherine Maissant, sous la direction de Robert Sablayrolles. Paris 1997.

CAG 31/2=Carte archéologique de la Gaule 31/2 – Le Comminges. Haute-Garonne, Sablayrolles, R. & Beyrie, A., Paris 2006.

Geneviève, V.: «Les monnaies des établissements gallo-romains de la plaine de Martres-Tolosane I. Le trésor d’Antoniniani dit de Bergès II et les autres trésors monétaires de la fin du IIIᵉ siècle ap. J.-C.», Mémoires de la Société Archéologique du Midi de la France, t. LXVII (2007) pp. 29-73.

Hiernard, J.: «Un témoin archéologique exceptionnel des invasions du IIIe siècle : la trouvaille de Hagenbach (Rhénanie-Palatinat)», Cahiers du Centre Gustave Glotz,  1997,  Vol.   8, Nº  8, pp. 255-260.

2 Responses

  1. 07. Los dioses de Roma. | Imago Pyrenaei

    […] Al catálogo de dedicaciones a Marte en Aquitania ha de añadirse también un conjunto de 22 palmae argentae consagradas a Dominus Mars, Dominus Mars Augustus o simplemente Mars, halladas en el lecho del Rin en las proximidades de Hagenbach dentro de un grupo más amplio de láminas votivas y diferentes objetos de valor que constituyeron el botín de un saqueo. Aunque no resulte posible identificar el santuario del cual fueron sustraídas, la procedencia Aquitana está fuera de toda duda habida cuenta de la característica onomástica indígena de los devotos. Ver 16 Las palmae votivas pirenaicas. […]

  2. 18. Cartografiando Lugdunum | Imago Pyrenaei

    […] Templo hexástilo próstilo datado hacia el primer cuarto del siglo I, con unas dimensiones para el podium de 24,85 m x 14,80 m. Los elementos decorativos conservados permiten establecer conexiones tanto con la Maison Carrée de Nîmes como con los capiteles de Saintes. El templo contaba con un muro perimetral que conformaba un patio en U en torno al santuario dentro del cual, frente al templo, se conserva el basamento de un altar o un grupo escultórico. Hacia el oeste, en su cara posterior limitando con el forum novum, el templo conserva unos basamentos que dada su proximidad inmediata al depósito de esculturas del trofeo imperial, ha permitido deducir que es en este espacio en el que fuera erigido este monumento (ver: Trofeos del Pirineo). Los restos conservados no permiten definir la naturaleza de este santuario. Las hipótesis han oscilado entre un templo del culto a Roma y al Emperador —equivalente del conocido santuario de Lyon para las Tres Galias—, en este caso para la Novempopulana, o un templo consagrado a un Marte indígena, tal vez el albergara las palmae argentae halladas en el lecho del Rhin (Ver: 16. Las palmae votivas pirenaicas). […]

Dejar una opinión